En el recorrido por la Neocueva, la realidad virtual hace al visitante testigo de una escena cotidiana en la vida de los cazadores recolectores en un campamento situado en la entrada de la cueva e iluminado por la luz natural. Diseminados por el suelo aparecen los restos de un día cualquiera de hace 14.000 años…
Tags: